Categorías: Sociedad

El punto medio entre hoteles y economía colaborativa

Hoteles

A medida que el mundo se va acercando, los viajes se han establecido firmemente como una de las mayores industrias del mundo, aportando casi 8 billones de dólares a la economía global. En ella trabajan más de 300 millones de personas, lo que significa que aproximadamente una de cada 10 personas trabajadoras se dedica al turismo.

Los viajes de empresa constituyen una de las facetas más importantes de esta industria fundamental y han crecido a un ritmo exponencial. En 2017, los viajeros de empresas gastaron más de 1,3 billones de dólares en sus viajes. En 2022, la cifra se disparará a 1,7 billones de dólares.

Desde el principio de la historia, el deseo humano de viajar siempre ha impulsado las exploraciones y el progreso de la sociedad. Del mismo modo, el auge de tecnologías digitales está beneficiando a los viajes. Desde el imparable auge de la economía colaborativa hasta la biometría para la facturación rápida en los aeropuertos, la disrupción digital está sacudiendo el sector.

Mientras tanto, las necesidades de los viajeros evolucionan tan rápido como las tecnologías digitales.

Lo mejor de ambos mundos para el alojamiento en viajes de empresa

«Hoy en día, la gente no sólo viaja más, sino que también se queda más tiempo en los lugares a los que viaja», dice Anna Paccagnella, directora de marketing y ejecutiva de “City Pop”, una start-up suiza que ofrece innovadores espacios para vivir por un periodo de entre 4 y 52 semanas.

Si bien la economía colaborativa ha alterado los viajes, no siempre satisface las necesidades de los ocupados viajeros con estancias de duración media. Tanto los hoteles como los apartamentos de la economía colaborativa ofrecen ventajas y desventajas únicas.

Anna Paccagnella, Marketing & CEO de City Pop

Los hoteles tienen ventajas como la recepción 24 horas al día, el servicio de limpieza, la comida y los servicios de mantenimiento. Sin embargo, muchos viajeros consideran que los hoteles suelen ofrecer una experiencia impersonal. Los viajeros frecuentes que pasan mucho tiempo en hoteles pueden sentirse alejados y desconectados de las comunidades locales.

Por otro lado, el alquiler de un alojamiento en una plataforma para compartir casa puede resultar más acogedor y humanizador, especialmente para los viajeros de empresa frecuentes que pueden necesitar quedarse más de unos días en un destino. A medida que la tendencia de la microvivienda se va imponiendo, muchos ya se decantan por viviendas más sencillas en las que uno tiene acceso a todo lo que necesita en un lugar pequeño pero ordenado.

Dicho esto, alquilar la casa de otra persona también tiene sus inconvenientes: Los viajeros que tienen prisa pueden prescindir de servicios esenciales como la limpieza y el mantenimiento. Además, la falta de una zona de recepción y la molestia de llevar las llaves podría añadir más estrés.

¿Cómo es alojarse en un apartamento “City Pop”?

A través de una prueba de concepto a futuro, «City Pop» ofrece una vía intermedia para aprovechar estas ventajas y minimizar los inconvenientes. La start-up suiza insta a los consumidores a «repensar» su forma de vida.

«En el siglo XXI, somos más inteligentes que nunca. Nuestro trabajo, nuestras aficiones, nuestras elecciones vitales nos llevan a optimizar los recursos de espacio y los tiempos de gestión de la vida, a viajar de ciudad en ciudad con frecuencia y durante largos periodos», afirma la web de la empresa. «La respuesta a esta revolución social sólo puede ser un cambio de paradigma, en el que los nuevos tipos de vivienda sean capaces de satisfacer la demanda de centricidad, se ajusten a un estilo de vida moderno, garanticen la flexibilidad y la libertad de movimiento, y no se conviertan en contratos plurianuales ni en desplazamientos cada vez más largos.»

Por ello, la empresa ofrece apartamentos nuevos y totalmente equipados de hasta 35 m², que cuentan con un espacio de trabajo, una cocina y un baño, además de una cómoda cama y una zona de estar. Estas viviendas de «City Pop» no son hoteles, aunque están diseñadas para igualar los estándares de un hotel de 4 estrellas. Sin embargo, ofrecen una amplia gama de servicios a la carta. Estos servicios van más allá de los de un hotel de lujo e incluyen servicio de limpieza, lavandería, aparcamiento privado, uso compartido de bicicletas, compra de alimentos e incluso un seguro médico a medida.

La flexibilidad es la base de City Pop

Todas estas viviendas, así como los servicios que ofrece «City Pop», se pueden reservar a través de la aplicación «City Pop». Esto permite a todos los viajeros elegir los servicios que necesitan y dejar fuera los superfluos, lo que hace que su estancia sea personalizada y más rentable.

Además, una vez que los viajeros reservan una vivienda y los servicios que necesitan a través de la aplicación, esta aplicación móvil se convierte también en sus llaves. A través de sus smartphones, los huéspedes pueden acceder a sus viviendas temporales in situ o a distancia.

Una aplicación integral, todo en uno, también hace que el proceso de reserva sea más agradable que el de las plataformas para compartir casa, que a menudo requieren la aprobación del anfitrión y pueden ser un proceso largo.

Una vez reservado, estas soluciones de acceso de alta tecnología no sólo eliminan la necesidad de contar con personal de recepción a tiempo completo, sino que también proporcionan una experiencia de entrada sin complicaciones y aumentan la seguridad. Gracias a estas tecnologías, todo el proceso de alojamiento -desde la reserva hasta la salida- se realiza sin contacto con un recepcionista o un propietario. No obstante, «City Pop» sigue dando soporte a los huéspedes sin problemas siempre que lo necesiten, a través de su app.

El acceso móvil es una ventaja para los hoteles

Según Stefan Ammann, director general de dormakaba Suiza, los ganadores del sector hotelero serán los que aprovechen la revolución del acceso móvil. Cree que un acceso sin llave es clave para impulsar la satisfacción y la fidelidad de los clientes por muchas razones.

«Especialmente cuando la gente viaja por motivos de trabajo, suelen tener muchas actividades en sus agendas. La gente suele perder o extraviar una llave, y esto puede causar una experiencia desagradable», dice Ammann. «Pero es mucho menos probable que pierdan sus teléfonos móviles. Así que el acceso móvil les facilitará mucho el día a día».

El acceso móvil tiene beneficios para las empresas más allá de la satisfacción de los clientes.

«Los clientes tienen que utilizar la aplicación varias veces al día», dice Stefan Ammann. «Esto significa que están en contacto con la empresa y sus ofertas diarias. Esto sería perfecto para que las empresas promocionaran otros servicios que los clientes pudieran necesitar, como la lavandería, el uso compartido de bicicletas o coches, o la entrega de comida.»

Así que ambas partes salen ganando.

Stefan Amman, CEO dormakaba Suiza
Beat Aeschimann

Beat Aeschimann

Beat dirige el equipo de ventas para cuentas nacionales y socios en dormakaba Suiza. Con su larga experiencia en el sector de la seguridad, se encarga además de crear alianzas para empresas digitales.